Y si me agarro y él no

Y si me miente

Y si me caga

Y si me rompen el corazón otra vez

Y si no resulta

Y si me deja de gustar

Y si le empieza a gustar otra mina

Y si me empieza a conocer y le dejo de gustar

Y si se aburre

Y si me quiere para puro tirar

Y si está conmigo porque no hay nada mejor

Y si la estoy cagando

Y si estoy dando demasiado

Y si lo asfixio

Y si no es un buen padre para los futuros hijos que podría tener con este tipo con el que ni siquiera he empezado… y si, y si… y si…

 

¿Y si dejamos de pensar en huevás que todavía no pasan y quizás no pasen?

 

Sobran “y si”, faltan “filo ¿y por qué no?”

 

Voh dale

Hay hombres a los que les gusta el drama y punto. No importa cuánto lo nieguen u oculten, la realidad es que varios de ellos andan con un imán de minas-drama y al final del día, les encanta ser el centro de atención. Porque todo se resume a eso, El Busca Drama es el centro del mundo de La Weona Loca, y eso lo hace sentir muy, pero MUY importante.

Racionalmente tienen claro que las escenitas en el restaurant, la revisá de facebook o del celular, los celos -fundados e infundados-  que siente hacia TODAS sus amigas, las 25 llamadas perdidas e incluso el escándalo en la calle, son parte de una relación enfermiza y llena de obsesiones poco sanas que no lo llevarán a buen puerto (aceptémoslo, ningún hombre quiere terminar con su campeón siendo potencialmente cortado en pedacitos o hecho puré a golpes de martillo), pero saber que ÉL es la persona MÁS importante en la vida de esa dulce criaturita, frágil y locamente enamorada, genera algún tipo de reacción química en su cerebro que radica en esta especie de adicción al drama.

Él sabe que la mina está loca, e incluso muchas veces lo dice -fuerte y claro- frente a sus amigos… y aquí voy a detenerme para darles un consejo: No ande por la vida diciendo que su ex está loca o que es maraca, porque después es usted el weón pajarito de dios que vuelve con la weona loca y/o maraca y tiene que tragarse sus dichos. Mejor quédese calladito y lea el blog de al lado, léalo con atención, y luego no diga que nadie se lo advirtió… En fin, como les dije, él sabe muy bien con quién está y lo que le espera. Ha visto los ojos de su dulce noviecita tirando rayos láser teledirigidos, su celular siendo aplastado por un letal taco aguja y sus mejores pilchas volando desde el balcón de su depa hacia la vía pública. Entonces surge la pregunta del millón: Si él sabe que la mina está loca ¿Por qué se queda con ella? Lea el resto de este artículo »